¿Qué carne es la más adecuada para los niños?

¡Hola de nuevo Cuerda Lovers! En el artículo de esta semana, os traemos un tema interesante a la hora de hacer la lista de la compra si tenemos peques en casa. ¿Qué carne es mejor para los niños?

Todos sabemos los beneficios de la carne, sobre todo de la carne de vacuno y de la carne en general para los peques. “Tienen que comer de todo”, “¿podrá masticarlo bien?”, “¿será lo suficiente tierno?”, son algunas de las preguntas recurrentes que nos hacemos al elegir la alimentación de nuestros pequeños. La carne es un alimento fundamental para el correcto crecimiento de los niños.

Carne de vacuno

La carne de ternera aporta hierro y vitaminas del grupo B, esenciales para el sistema inmunológico, y proteínas de alto valor biológico. Debemos elegir cortes con menos nervio, entre ellos, encontramos piezas como el solomillo gracias a que apenas tiene grasa ni nervios; el lomo gracias a su terneza y sabrosidad al cocinarla a la plancha; o los filetes de cadera. Podemos cocinar estas piezas en filetes muy finos, con un poquito de sal o asando la pieza completa.

Carne de cerdo

Consideramos que es de las mejores carnes para la alimentación de los niños, independientemente de que sean cortes de cerdo blanco o de cerdo ibérico.

Su masticación es agradable al tener menos nervios, aunque el sabor sea menos intenso que el de la ternera. Aporta numerosas vitaminas del grupo B, así como minerales esenciales como el hierro o el fósforo.

Es importante elegir piezas de carne de cerdo magras. Desde Cuerda Larga, nuestra recomendación es el lomo o las chuletas, ya que son piezas jugosas para los más peques. ¡Les encantarán!

Carne de pollo

El pollo es la carne que menor grasa presenta en relación al resto de carnes, lo que la hace esencial en la alimentación de los niños.

Es una carne que aporta muy pocas grasas al organismo, es sencilla de masticar y digerir, y aporta a nuestros pequeños numerosas vitaminas, especialmente del grupo B, como podría ser la vitamina B12; así como minerales como el potasio, zinc y el hierro, esenciales para el fortalecimiento del sistema inmunológico.

Cortes como la pechuga de pollo o de pavo son nuestra recomendación. Tampoco pueden faltar las brochetas de pollo o las hamburguesas premium de pollo de la granja. ¡No hay peque que se resista a nuestras hamburguesas!

¿Cómo cocinar la carne para los niños?

El secreto está en cocinar la carne de forma que quede jugosa. Nuestra elección suele ser prepararla a la plancha o guisada. También funcionan bastante bien los empanados, las brochetas y las hamburguesas, tanto de pollo como de ternera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× Escríbenos